6 consejos para mejorar tu imagen corporativa
6 consejos para mejorar tu imagen corporativa
Si antes de la era digital la reputación de una empresa era su carta de presentación más importante, el boom de los medios digitales potenció esa condición. Los consumidores hoy en día tienen acceso a información que antes pertenecía únicamente a las compañías, por lo cual se convirtieron, por llamarlo de alguna manera, en fiscales del comportamiento corporativo. Por esta razón, los Estudios de imagen corporativa han venido tomando fuerza con el paso de los años.

Muchas empresas han entendido el nuevo paradigma y han abierto sus puertas al futuro, permitiendo la realización de Estudios de imagen corporativa y de Investigación de mercados. Esto, con el fin de conocer más a los consumidores, así como a la percepción que ellos tienen sobre lo que marcas son, ofrecen y representan. Así, lograron múltiples beneficios, entre los cuales sobresale, obviamente, que siguen a la vanguardia del mercado.

Por eso, te daremos seis consejos, los cuales no serán tan amplios como los estudios y análisis que te sugerimos, pero sí serán efectivos a la hora de ayudar a mejorar tu imagen corporativa. Estos son:
  • Necesitas redes sociales. Son puentes entre tu marca y la gente. Así podrás responder quejas e inquietudes (en lo que muchas marcas se quedan), pero también serás capaz de establecer puentes de comunicación, e inspirar a tus seguidores mediante tus valores, productos, causas que apoyas y posteos.
  • Debes tener sitio web. En un mundo como este, en el cual las búsquedas primarias de la gran mayoría de productos se hacen a través de motores de búsqueda o redes sociales, debes tener un espacio para que el mundo vea tus productos, junto con información clara, organizada y detallada. El uso de imágenes (no pesadas) ayudará a que la navegación sea más sencilla.
  • Ten una estrategia de marketing seria. No te enfoques en tus productos, concéntrate en presentarlos como soluciones a necesidades y problemas cotidianos, empleando los diversos canales del mercado, el lenguaje que hablan tus consumidores y una serie de valores que representen no solo lo que vendes, sino lo que eres y crees. Así establecerás conexiones emocionales con la gente y les darás experiencias, vitales para que ellos se decidan por ti.
  • Recurre a la filantropía. En tu estrategia de marketing dejábamos en claro que debes definir una serie de valores que te identificarán como marca, del mismo modo que lo harían si tu empresa fuese una persona. ¿Cuáles causas sociales, fundaciones o instituciones apoyan o incentivan estos valores? Apoyarlas sería consecuente con el manifiesto que hiciste ante el mundo cuando apareciste, diciendo quién eras.
  • Sé consistente. No cambies el discurso de un día para otro. Las tendencias y el mercado pueden cambiar, pero algo que tus consumidores no perdonarán es que un día tengas unas convicciones y el día siguiente las traiciones. Ellos perciben las conductas de las marcas, del mismo modo que las de las personas. Por ejemplo, si tienes como caballito de batalla que produces productos que cuidan al medio ambiente, no hagas contratos con compañías que lo perjudiquen, así representen millones para tus arcas. Sé consistente.
  • Identifica a tus “groupies” y alimenta su amor por ti. Tus clientes pueden ser influenciadores. Si les das productos de calidad, buen servicio, descuentos, experiencias interesantes, invitaciones, o regalos, van a resaltar tus virtudes y recomendándote con sus amigos, sin que inviertas un peso en salarios para ellos.
Como puedes ver, todos estos consejos se reducen al siguiente: siempre ten presentes tus valores y clientes, para que primen por encima de los demás temas. Si sigues al pie de la letra los tips reseñados en esta nota, verás como tus consumidores te tendrán en buena estima. Sin embargo, el impacto que alcanzarás no será tan grande, como el que podrías lograr tomando nuestros Estudios de Imagen corporativa . Por eso te invitamos a que los conozcas, para que tu marca pueda dar así su primer paso hacia el futuro.